La perfección no existe, y si existiera tampoco se vislumbraría en el ámbito de la empresa. Si bien se escribe y se investiga sobre los jefes y su poca o mucha capacidad de liderazgo, el jefe perfecto no existe, porque reconocer los méritos de sus trabajadores, ser honesto, un buen líder, practicar la empatía y no abusar de su posición en algún momento es prácticamente una quimera.

Telefonía, banca, comercio, transporte, inmuebles… Diversos sectores de la economía latinoamericana viven una profunda transformación. Las empresas, con las pymes al frente, adaptan sus estructuras y procesos al desafío de competitividad que les exige un mercado de 500 millones de clientes en plena fase de digitalización

Hola, bienvenido al espacio que convierte historias en experiencias

Buscar en el Blog!

Conectados

We have 1084 guests and no members online